Desde el 7 de febrero de 1991, Nuestra Señora Reina y Mensajera de La Paz, Nuestro Señor Jesús, El Corazón Amoroso de San José, El Espíritu Santo, Los Santos y Lós Ángeles, aparecen con frecuencia en la ciudad de Jacareí, São Paulo, Brasil, al Vidente Marcos Tadeu Teixeira y hacen a la humanidad una última llamada a la conversión.


Jacareí, Apariciones que se prolongan por más de 23 años


“… En estos 20 Años Yo hice grandes maravillas en medio de vosotros. Realicé portentos admirables y transformé todas las vidas de aquellos que Me respondieron SI en ya perfecto Cielo, pequeño Cielo ya en la Tierra. En estos VEINTE AÑOS, Yo hice grandes maravillas en todos aquellos que atendiendo a Mi llamado para rezar más, comenzaron una verdadera vida de oración Conmigo, comenzaron un verdadero camino de oración continuo e incesante, ofreciéndose ellos mismos como incienso de oración en el altar de Mi Corazón Inmaculado, rezando siempre más Conmigo y por medio de Mí al Altísimo, para alcanzar de Él Misericordia para la Tierra, para alcanzar de Él la Paz y para alcanzar a todos Mis Hijos, principalmente los que estaban más lejos de Mi Corazón, más hundidos en el fangal del pecado, más inertes en la prisión sin muros de satanás que es el pecado, la gracia de la liberación, de la regeneración, del rescate, de la conversión y del regreso hacia Dios…” (Mensaje de María Santísima el 06/02/2011)

martes, 29 de abril de 2014

26.04.2014 MENSAJE DE SANTA LUCIA DE SIRACUSA



JACAREI 26 DE ABRIL DEL 2014
MENSAJE DE SANTA LUCIA DE SIRACUSA
(APARECIERON DOS ANGELES A CADA LADO DE SANTA LUCIA)


" AMADOS HERMANOS MIOS,YO LUCIA,OS BENDIGO UNA VEZ MAS Y OS DOY LA PAZ.
REZAD,REZAD,REZAD SIN CESAR,PUES SOLAMENTE CON LA ORACION,PODREIS ALCANZAR TODAS LAS GRACIAS PARA VUESTRA SALVACION.
VOSOTROS SOIS LA ULTIMA ESPERAZA DE LA TIERRA,POR ESO DEBEIS REZAR MUCHO Y TRABAJAR INCESANTEMENTE,PARA LLEVAR EL MAYOR NUMERO POSIBLE DE ALMAS,LOS MENSAJES QUE AQUI EL CIELO OS DA. PUES ESTA ES LA ULTIMA OPORTUNIDAD QUE ESTAS ALMAS TIENEN DE CONVERTIRSE,CAMBIAR DE VIDA Y ASI SEAN SALVADAS.
HACED GRUPOS DE ORACION POR TODAS PARTES,REZANDO LAS ORACIONES QUE LA MADRE DE DIOS AQUI OS DIO,LOS ROSARIOS MEDITADOS,Y LLEVANDO TODOS ESTOS MENSAJES,AL CONOCIMIENTO DE TODOS.
NO PERDAIS TIEMPO,NO OS DURMAIS EN VUESTRO PUESTO,MAS ANTES COMO VALIENTES GUERREROS DE LA MADRE DE DIOS,ID ADELANTE PARA SALVAR LO QUE TODAVIA PUEDE SER SALVADO.
YO,LUCIA ESTOY CON VOSOTROS Y OS ACOMPAÑO EN VUESTRO PEREGRINAR SOBRE LA TIERRA,ESTOY ATENTA A VUESTRAS ORACIONES.
DIFUNDID MAS LOS MENSAJES DE LA SALETTE,SECAD LAS LAGRIMAS DE LA MADRE DE DIOS EN LA SALETTE. Y HACED QUE TODO AQUELLO QUE ELLA PROFETIZO EN LA SALETTE, EN LO REFERENTE A LOS APOSTOLES DE LOS ULTIMOS TIEMPOS SE CUMPLA.
SALID APOSTOLES DE LOS ULTIMOS TIEMPOS,LLEVAD POR TODAS PARTES,LA LUZ DE CRISTO,LA LUZ DE LA VERDADERA FE.
SED VOSOTROS ESTOS APOSTOLES QUE TRABAJAN INCESANTEMENTE POR EL TRIUNFO DE CRISTO, Y DE ELLA EN LAS ALMAS..
YO OS AMO MUCHO Y OS ABRAZO EN MI CORAZON.
A TODOS VOSOTROS BENDIGO AHORA GENEROSAMENTE,CON AGATHA DE CATANIA,DE SIRACUSA Y DE JACAREI."

ORACIÓN A LA REINA DE LOS ANGELES



Oración a la Reina de los Ángeles



¡Oh Augusta Reina de los Cielos y Señora de los Ángeles! Pues habéis recibido de Dios el poder y la misión de aplastar la cabeza de satanás, os lo suplicamos humildemente, enviadnos las legiones angélicas, para que bajo vuestro mando, persigan a los demonios, combatan contra ellos en todas partes, repriman su audacia y los sepulten en el infierno.

¿Quién como Dios? Santos ángeles y arcángeles: defendednos, guardadnos.

¡Oh buena y tierna Madre! Vos seréis siempre nuestro amor y nuestra esperanza. ¡Oh divina Madre! Enviad los santos ángeles para defenderme y para rechazar lejos al demonio, mi cruel enemigo.

***

Sobre la oración “Oh Augusta Reina” escrita por el Venerable Luis Eduardo Cestac, Fundador de la Congregación de las Siervas de María, Anglet, cerca de Bayona.

En 1863, un alma que tenía muy experimentadas las bondades de la Sma. Virgen, fue súbitamente herida como de un rayo de luz divina.

Parecióle ver a los demonios diseminados por toda la tierra, haciendo estragos inexplicables. Al mismo tiempo sintió su mente elevada hacia la Sma. Virgen, la cual le dijo que efectivamente los demonios andaban sueltos por el mundo y que había llegado la hora de rogarle como Reina de los Ángeles, pidiéndole que enviase las legiones santas para combatir y aplastar los poderes infernales.

Madre mía, dijo esta alma, ya que sois tan buena, ¿no podrías enviarlas sin que os lo rogáramos? 

– No, respondió la Sma. Virgen; la oración es condición impuesta por Dios para alcanzar las gracias.

- En este caso, Madre mía, ¿querrías enseñarme Vos la manera de rogaros? 

– Y creyó escuchar de la Sma Virgen, la oración “Oh Augusta Reina”. 

El Señor Cestac fue el depositario de esta oración. Lo primero que hizo fue presentarla a Monseñor Lacroix, Obispo de Bayona, quien le dio su aprobación. Mandó imprimir inmediatamente medio millón de ejemplares, que distribuyó gratis por todas partes.

No estará demás advertir que durante la primera impresión, las máquinas se rompieron dos veces.

La oración “Oh Augusta Reina” se extendió rápidamente y fue aprobada por muchos obispos y arzobispos.

Un rescripto de San Pío X, de 8 de julio de 1908, concedió a quien rezare esta Oración trescientos días de indulgencias una vez cada día